Posts Tagged ‘Historial crediticio’

¿Cuáles son los documentos necesarios para rentar?

Documentos necesarios para rentar un departamento en CDMX

Si estás pensando en rentar por primera vez, seguramente te estás preguntando sobre esos documentos necesarios para rentar un departamento. Como todo proceso en México, la burocracia está presente, para bien, o para mal, y para rentar un departamento no nos libramos de ciertos documentos que serán necesarios. Quizá creas que es un poco tedioso (como siempre) pero ponte en los zapatos del casero, ¿acaso no te gustaría saber a quién vas a rentar tu propiedad? Todo es un tema de seguridad para inquilinos y caseros, además estos documentos también son una manera para tener formalidad en el proceso de renta.

Tal vez te cuestiones cuán importante es la formalidad, pues en nuestro país es muy común la “renta informal” que básicamente es una renta de palabra, sin documentos necesarios para rentar una vivienda. En principio parece fácil ser la primera vez, pero al pasar de los años, te darás cuenta que un historial como inquilino puede ser fundamental para tener el lifestyle que deseas, pero con calma, ya llegaremos a ello.

Primeros pasos para rentar

Bien, ya tomaste la decisión, y ya sabes que hay documentos necesarios para rentar formalmente pero, antes debes tener un choque con la realidad y sondear la zona y presupuesto. Tienes que tener muy presente tus ingresos y el porcentaje que vas a destinar de los mismos para pagar tu renta. Esto, en cierta manera, va a definir la zona y el tipo de departamento en el que puedes alojarte en un primer momento. Ten en cuenta que sin importar la zona o el precio, una renta formal siempre será la mejor opción, y para ello necesitarás los siguientes documentos.

Comprobante de domicilio

El comprobante de domicilio es un documento básico,  para corroborar la identidad y darnos una idea clara de la persona que lo entrega. Piénsalo ¿hay algún trámite en el que no te pidan un comprobante de domicilio? Exacto, es solicitado siempre. A la hora de rentar puede que la cosa cambie un poco, ciertamente, algunos arrendadores no lo consideran estrictamente un documento necesario para rentar su propiedad contigo, pero otros sí, ya que es un documento que permite conocer un poco más de su inquilino.

Identificación con fotografía

documento - identificación

Otro documento necesario para casi cualquier cosa, vaya, que se necesita hasta para entrar a ciertos lugares. La identificación por excelencia es el IFE o INE, con esta pequeña credencial, cualquier institución o personas, puede validar tu identidad, vaya, dicho de otra manera, este documento corrobora que eres quién dices ser, y créenos cuando decimos que los caseros quieren saber exactamente a quién le van a rentar su propiedad. (Y aunque suene obvio, es la manera de asegurarse de tu mayoría de edad).

Carta de recomendación

Sí, así como lo oyes, tal cual en un nuevo empleo, una carta de recomendación puede dar un panorama mejor de ti. Dicen que la publicidad más efectiva es la “boca a boca”, entonces, si hay un tercero que te recomiende por ser responsable, cuidadoso o puntual es más probable que consigas un contrato de renta. Este podría ser un documento necesario para algunos caseros, así que no olvides pedir una carta de recomendación a tus antiguos caseros para conseguir el contrato. Justo este punto es por el que te recomendamos rentar de manera formal. En ocasiones, algunos caseros podrán comunicarse con tu empresa para pedir referencias de ti, así que también debes tener eso presente.

👉 5 características para ser un buen inquilino

Comprobante de ingresos

documento - comprobante de ingresos

¡Oh sí! Empezamos con lo interesante. El comprobante de ingresos es un documento necesario para dar fe de tu flujo económico, lo que básicamente podemos traducir en: “tener los recursos necesarios para cubrir el pago de la renta”. Esto documento puede obtenerse directamente del portal del SAT con tu e.firma, lo encontrarás como recibo de nómina o recibo de honorarios, dependerá de tus actividades. Este documento se necesita para que los caseros tengan la seguridad de que sus rentas serán pagadas en tiempo y forma.

Antecedentes no penales

¿Te lo esperabas? Es un documento que descoloca un poco ¿cierto? Si bien es cierto que no todos los caseros consideran necesario este documento, también es una realidad que en tu búsqueda de vivienda te encontrarás con algunos que realmente se preocupan por los antecedentes de sus futuros inquilinos. Quizá pienses: “¡Qué exageración!” pero una vez más te pido que te pongas en lugar de los propietarios, y respóndeme ¿rentarías tu propiedad a un delincuente? bajo ese contexto, la carta de antecedentes no penales se vuelve un documento necesario.

Depósito de garantía o inicial

Este podríamos considerarlo como un documento virtual, pues no se trata de un papel emitido, pero sí de una acción que debes realizar. El depósito equivale a un mes de renta en la mayoría de los casos, y generalmente se pide el primer mes de renta, aunque hay ocasiones puede llegar hasta 4 meses, todo depende. Es importante que sepas que hay ocasiones en que puedes recuperar este depósito cuando dejes el inmueble.

👉 5 trucos para recuperar tu depósito de garantía

Historial crediticio

El comprobante de ingresos no garantiza es suficiente para garantizar el pago si tienes deudas por pagar ¿cierto? Así es, este documento (metafórico) permite conocer tu educación financiera en pocas palabras, pues al consultar buró de crédito, el casero obtiene información clave que le harán confiar (o no) en tí para rentar su propiedad. ¿Qué información? pues las dudas que tienes actualmente, o has tenido, así como tu puntualidad para pagar. Esta información es oro puro para los caseros que se dan el lujo de seleccionar a sus inquilinos.

👉 ¿Qué es el historial crediticio?

Aval

¿Qué es un aval? Desde ya te decimos que esto no es un documento, pero sí es necesario para rentar. Un aval es una persona que puede responder por ti en caso de que no puedas cumplir con tus pagos en determinado momento. Evidentemente, el aval deberá cumplir con ciertos requisitos:

  1. Ingresos fijos mayores al solicitante
  2. No poseer deudas
  3. Poseer propiedades libres de gravamen

¿Te falta alguno de estos documentos?

Recuerda que no todos los arrendadores consideran estos puntos como documentos necesarios para rentar su propiedad, pero no está de más tenerlos listos, pues nunca sabes cuándo lo necesitarás. Ahora que tienes esta información, ve y encuentra ese departamento que tanto has soñado.

Guía para analizar anuncios inmobiliarios

Guía para analizar los anuncios inmobiliarios

Pareciera que en la actualidad casi todo, depende en un gran porcentaje de diferenciar qué es real y qué es falso en el mundo virtual, si te has sentido así, te entendemos perfectamente, pero una cosa es ser engañado por un anuncio de un producto de bajo costo y otra cosa muy diferente es caer en falsos anuncios inmobiliarios.

Aquí las cosas escalan de forma impresionante, pues el caer en una de estas falsas publicidades ligadas a la parte inmobiliaria pueden darle un dolor de cabeza terrible; desde quitarte tiempo al momento de buscar un nuevo lugar, romper tu corazón – sólo un poco – porque pensaste que habías encontrado el lugar ideal para vivir, o peor, caer en un engaño y perder dinero y poner en riesgo tu información personal. 

No te lo pierdas: ¿Cómo protegerte de un casero malvado?

No queremos que pases por esto, no queremos que sufras ni una de las consecuencias que te listamos arriba, es por eso que hemos trabajado en una guía infalible para que detectes esos falsos anuncios inmobiliarios, hablamos con varios agentes de bienes raíces y estos fueron algunos de sus consejos para considerar de primera vista qué es real y qué no.

Comencemos por datos duros, ¿sabías que en la actualidad un 37% de las personas que buscan cambiar de hogar lo hacen por internet? Sí, el futuro es hoy viejo. 

Saber detectar interpretar de forma correcta estos anuncios no sólo te ayudará a evitar caer en una trampa, velo por el lado positivo, también te será útil para dar en el momento correcto con na oferta que se adecue a tus necesidades. 

Aléjate de los “últimos días”

¿Tomarías una decisión así en cuestión de días? Aléjate de los anuncios que te apresuren en el proceso de búsqueda y selección, tómate tu tiempo.

Resumen básico

Es importante que en cualquier anuncio encuentres por lo menos la información siguiente:

  • Ubicación
  • Precio
  • Total de habitaciones
  • Baños 
  • Metros cuadrados
  • Imágenes del inmueble 

Fecha de publicación

¡Atención aquí buscadores de nuevos inmuebles! Esta fecha indica el tiempo que el anuncio hay estado activo, cuando se trata de comprar, ahora hablemos de las fechas; si se trata de una compra, el hecho de que un anuncio haya estado en el mundo virtual más de un mes no es un mal presagio no olvidemos que una acción de compra es algo que toma tiempo. 

Cuando se trata de alquiler es más común que los anuncios no tengan tanta vida pues es una acción diferente y más rápida. 

Tal vez te interese: ¿Renovación de contrato? Aquí te decimos cómo

Imágenes

Esta osuna parte muy importante, saber cómo serán las habitaciones, cualquier metro cuadrado antes de decidir visitar el lugar es muy importante. Busca imágenes de buena calidad y de encuadre abierto para tener una noción correcta del lugar. 

¿Las fotos se ven mal? ¿Están borrosas? Puedes contactar al dueño e indicarle el problema para que te mande fotos de buena calidad.

Descripción del lugar

¿Cómo es el ambiente? ¿Hay mucho ruido? ¿Hay lugares como centros comerciales o mercados cerca? ¿Cómo es el tránsito? Todas estas dudas las puedes resolver directamente con el propietario en una llamada si sientes que una visita aún no es el paso a seguir.

Pon atención a las cosas que pueden diferenciar una propiedad de otra, haz una lista con los pros y contras, esto te ayudará a segmentar las opciones que te gustan mucho de las que tal vez no te convencen. 

Precio

¿El precio está sospechosamente bajo? Podría tratarse de una estafa. Cuando se trata de un alquiler se puede mostrar el precio diario, semanal o mensual, es muy importante que tengas esto claro. También pon atención a las divisas usadas. 

El costo puede variar dependiendo de la disponibilidad, calendario o temporada alta o baja. 

El propietario

Algunas páginas o anuncios tienen información sobre los anunciantes, esto te ayudará a tener una idea más clara de la persona con la que estarás teniendo contacto al momento de seleccionar y llevar a cabo el papeleo si ya tomaste la decisión. Verificar si el anuncio ha sido publicado por una agencia inmobiliaria o una persona individual también es importante.

Contacto 

¿No hay datos de contacto? ¿O no son tantos como tú desearías para sentirte cómod@? Da un paso atrás, no te arriesgues. 

Anuncios similares

¿No te convence lo que has visto hasta el momento? No te preocupes, hay muchas opciones disponibles, no tomes decisiones apresuradas, asegúrate de seguir estos pasos para segmentar.

¿Quieres remodelar tu depa? ¡Click Aquí!

Cómo protegerte de un casero malvado

¿Cómo protegerte de un casero malvado?

La mejor forma en la que puedes sobrevivir a una relación tensa con un casero difícil, es armarte de conocimiento y buscar de apoyo extra en caso de que lo requieras. 

Es común que las quejas de los arrendatarios sean en torno a problemas con reparaciones de la vivienda o complicaciones con el pago de las rentas. 

Toda esta información debe estar oportunamente establecida en el contrato de arrendamiento, pero nunca está de más repasar algunos consejos para llevar una buena relación con tu casero. 

¿Renovación de contrato? Aquí te decimos cómo

Conoce y comprende sus derechos y responsabilidades

Muchos inquilinos novatos, no saben a qué tienen derecho o qué deben hacer en su calidad de arrendatarios. Dentro de las obligaciones del dueño de la casa, por ejemplo, es mantener en buenas condiciones la vivienda; hacer las reparaciones que se requieran para conservar en buen estado la estructura eléctrica, la plomería, etc.

Si se van a hacer revisiones periódicas del inmueble, es importante que te avisen de esta visita con anticipación y acordar la mejor hora.

Tú como inquilino, debes comprometerte a pagar la renta puntualmente, a preservar el estado del inmueble; a notificar al dueño si es necesario hacer reparaciones como las que ya mencionamos, no hacer cambios dentro del inmueble y pagar cualquier daño ocasionado. 

Si tu casero parece – y actúa – como un duende gruñón, no hay motivos para que el estrés te invada. Te compartimos varios consejos de cosas que hacer y que evitar cuando tu arrendador no tiene el temperamento de un ángel. Cuéntanos, cuáles han sido tus peores experiencias con un casero, te leemos. 👀

Posted by nowo on Tuesday, December 3, 2019

Lee y entiende todo sobre tu alquiler

Es importante que leas, comprendas y estés de acuerdo con cada punto de tu contrato de arrendamiento. Si no estás seguro de algo, no tengas miedo de preguntar o argumentar para poder hacer alguna modificación. Este documento debe respaldar los derechos y obligaciones tanto del dueño del inmueble como los tuyos.

Si te solicitan firmar algún punto y detectas que está incompleto (no establece ciertos términos) puedes aclarar la situación primero. De ser necesario, acude a un abogado para orientación profesional.

3 puntos clave para pagar la renta

Lleva registros de lo importante

Lleva registro de todo lo que trates con tu casero, como las notificaciones de algún arreglo que se tiene que hacer en la casa, el medio por el que harás llegar el depósito mensual de renta, reuniones o acuerdos que hayan tomado en el transcurso de tu estancia. Esta información te funcionará como respaldo en caso de presentarse algún inconveniente. 

Propicia siempre un diálogo abierto y positivo

Intenta mantener siempre un diálogo abierto y amigable con el dueño del inmueble de rentas. Esto los ayudará a trabajar juntos en la resolución de inconvenientes. Si muestras que eres un inquilino que cuida su casa, él tendrá toda la disposición de negociar y llegar a acuerdos que los beneficien mutuamente. 

5 características de un buen inquilino

¿Renovación de contrato de arrendamiento? Aquí te decimos cómo:

Cómo lograr una renovación de contrato de arrendamiento

Si estás a punto de cumplir un año en tu departamento o quizá van más de cinco y es momento de replantearte ¿Necesito una renovación de contrato de arrendamiento?

Sea cual sea la razón, renovar un contrato de arrendamiento puede ser tan fácil o complicado como tú lo decidas. No es una decisión fácil, firmar de nuevo ese contrato significa que tendrás que estar un año más en un espacio que quizá no te encanta, o que amas, pero se ha vuelto difícil de pagar.

Que no te pongan un cuatro, aquí te decimos los 3 puntos clave para pagar la renta

Decidir si estás listo para renovar tu contrato debe ser algo que no debes tomar a la ligera pero tampoco quiero que te preocupes demasiado. La realidad es que solo necesitas responder las siguientes preguntas para decidir si realmente quieres esa renovación.

Lo primero y más importante para renovar tu contrato de arrendamiento es estar tranquilo. Pensar que quizá hay un mejor lugar para vivir es válido y normal. Cuando vives, la vida rentando siempre tendrás la sensación de que puedes encontrar un mejor lugar, remodelar el actual o simplemente preguntarte qué pasarías si vivieras una zona que se adapte a todas tus necesidades y gustos.

Para tomar la decisión correcta tienes que tomar una decisión honesta, recuerda, el conocimiento es poder. Pon en una balanza todo lo que amas y odias del lugar en el que vives y analiza tu espacio actual y el espacio potencial al cual podrías mudarte. Este es el primer paso para decidir si la renovación de contrato es una opción viable para ti.

Haz una lista para a renovación de contrato

Toma un fin de semana para recorrer tu barrio y departamento. Anota todas las cosas que te encantan y las que te gustaría cambiar. Esas que no están en tus manos y que solo se solucionan encontrando un nuevo espacio. Sí, el costo de la renta también puede estar incluida en esta lista.

Junto a esta lista anota todo lo que te encantaría tener, aquí debes incluir lo que no cambiarías de tu departamento actual y lo que te gustaría que tuviera el nuevo. Sé que suena como si te fueras a mudar pero recuerda que todo tiene su lado bueno y su lado malo. Debes asegurarte que el espacio potencial tenga más cosas buenas que malas, si es así, estás listo para renovar ese contrato de arrendamiento.

¿Eres un ángel o quizás el mismísmo lucifer? Haz tu evaluación sobre qué tipo de inquilino eres

Pide una opinión de confianza

Si te soy honesta, esta es la primera y última vez que voy a dar este consejo. La realidad es que si el lugar en el que vives te gusta o no depende mucho de ti y tu estilo de vida sin embargo, esta decisión es tan complicada que a veces necesitas ver la situación desde otra perspectiva, quizá otra persona que tenga actividades dentro del mundo del arrendamiento o bien un amigo.

Si te vas por la segunda opción, pídele su sincera opinión sobre dónde vives. Esto te ayudará a darte cuenta de las cosas que estás dando por sentado y las que estás ignorando solo porque le tienes un poco de cariño a tu departamento actual, recuerda el veredicto final para renovar ese contrato es sólo tuyo.

Haz un scouting

Esto es como un trabajo, no te cambies hasta que no sepas que tienes una oportunidad disponible.

Así que corre y analiza todos los departamentos en los que te gustaría vivir. Vuelve a tu lista inicial, recuerda los comentarios de tus seres queridos y piensa si realmente estás preparado para mudarte o para la renovación de tu contrato. Si un diamante en bruto aparece en la búsqueda quizá sea la señal que estabas buscando para mudarte.

Ahora que tienes estos consejos ¿Qué haces tú cuando llega el momento de renovar el contrato de la renta? ¿Cómo negocias lo que te gusta y lo que no te gusta? ¿Qué es lo peor de encontrar un nuevo hogar? Escríbenos en los comentarios, queremos conocer tu opinión.

Paso número 1: entender tu contrato de arrendamiento, aquí te decimos cuáles son los términos que no puedes pasar por alto

5 cosas que no le puedes pedir a tus inquilinos

5 cosas que no le puedes pedir a tus inquilinos

¡Acéptalo! Allá afuera existen muchos caseros terribles y nos han hecho creer que rentar y lidiar con ellos es siempre una película de terror para los inquilinos. Quizá tú no eres uno de ellos o quizá has cometido uno que otro error.

En este artículo no vamos a decir si estás o no haciendo las cosas bien solo queremos compartir contigo lo que un grupo de inquilinos nos compartió sobre su experiencia lidiando con distintos caseros alrededor de la CDMX.

Tal vez te interese: ¿Qué es el historial de credibilidad?

Y ahora que las cosas en México están cambiando en lo que se refiere al sector de arrendamiento creo que es momento de estar protegido y actuar de forma correcta para proteger tu propiedad, pero también la relación con actuales y futuros inquilinos.

En esta lista te compartimos todo lo que no debes pedirle a tu inquilino, porque seamos honestos, es de mal gusto:

¡Te tienes que mudar ahora mismo!

Recuerda que tanto tú como tu inquilino tiene derechos. Así como un contrato de arrendamiento te protege en caso de que el inquilino se mude antes de terminar con el tiempo acordado, también lo protege a el si quieres hacer que se mude.

Entendemos que la vida da muchas vueltas, que todo puede pasar y que puedes verte en la triste situación de tener que pedirle que se mude, sin embargo, recuerda que todo es un proceso y que no puedes pedirle que ocurra de la noche a la mañana.

No puedo ayudarte a reparar las cosas

Estas son pequeñas políticas que deben quedar acordadas en el contrato antes de que el inquilino se mude. Hay partes de la casa o departamento que debes reparar incluso antes de mostrarlo a potenciales habitantes, pero espera un momento, tienes que entender que con el tiempo todo se deteriora y que no siempre es culpa de quien vive en la casa.

Asegúrate de hablar sobre estos temas con claridad antes de que firmar el contrato de arrendamiento, así ambas partes estarán protegidas y no se sentirán abandonadas una vez que hay un problema. Me imagino que ha de ser terrible ver una pared cuarteada y saber que tu casero no está dispuesto a ayudarte.

No lo dejes pasar, evítate problemas y conoce 3 puntos clave para pagar la renta

Necesito guardar cosas en el departamento

Nunca jamás dejes cosas personales en la casa o departamento que rentas. Recuerda que es tuyo, pero mientras alguien más pague por vivir en el tienes que respetar su espacio personal. A nadie le gusta vivir en un lugar pensando que el casero puede tener lo que se le antoje dentro.

Este tipo de acciones los harán sentir incómodos y sentirán que al final nunca será su hogar. Podrían ser los inquilinos perfectos pero este tipo de actitudes los van a ahuyentar. Recuerdo cuando yo rentaba un espacio y tenía los muebles de mi casera. Odiaba llegar todos los días y saber que mis cosas no cabían porque estaban las suyas.

Fue error de ambas aceptar vivir así. No lo cometas.

Vendré cuando sea necesario

Ok, entiendo que las visitas regulares es un must para cualquier dueño. No estamos en contra de eso, sin embargo, llegar de sorpresa y cuando se te antoja es afectar un poco la privacidad del inquilino.

Antes de aceptar que alguien viva en tu propiedad me parece importante establecer los tiempos o días que estarás visitando el lugar y hacerles saber que es solo un tema de rutina para asegurarte que todo está en orden y que no planeas quedarte más de unos minutos.

A nadie le gusta un casero entrometido que se invita solo a cenar.

Así como estos inquilinos nos contaron qué es lo peor que un casero puede hacer o decir nos encantaría que nos cuentes en los comentarios qué es lo peor que hace un inquilino.

¿Pero sabes qué si les puedes pedir? Una garantía

Recuerda que si buscas una garantía para rentar sin ninguna preocupación. Conoce nuestra app. Que garantiza el 100% de renta al propietario y cuenta con un sistema de reputación para el buen inquilino.

¡Únete a nuestra comunidad en Redes!

facebook nowo
nowo instagram

Pagar la renta; 3 puntos clave

3 puntos clave para pagar la renta

Llegó esa fecha del mes, es momento de volver a pagar la renta. Sabemos que este intercambio monetario no siempre es fácil y que es la forma más común de vivir una pesadilla como: “Mi casero asegura que no he pagado renta cuando lo he hecho de forma constante”.

Cuando se trata de temas de dinero lo más importante es tener cuentas claras y llevar acabo acciones que te permitan proteger tu dinero y proteger tu relación con el casero.

Si estás leyendo esto probablemente es una de las primeras propiedades que has rentado y quieres evitar a toda costa problemas financieros en tu nuevo hogar. Estos son 3 consejos básicos que debes tomar en cuenta a la hora de pagar la renta.

No te lo pierdas: ¿Qué es el historial de credibilidad?

Hazlo por transferencia

Desde el momento en el que el casero menciona “pago en efectivo” debes salir corriendo. No solo puede afectar tus impuestos también se presta para fraudes y malentendidos en el futuro. La mejor forma es pagar siempre con transferencia bancaria y guardar los recibos de depósito para tener asegurado el pago de tu renta. ¿Quieres usar una tarjeta de crédito? Creo que depende de cómo administras tus finanzas el secreto está en tener un método de comprobación.

Mantén un historial firmado por ambas partes

Así como lo escuchas, esos recibos de depósito deben estar firmados. Cualquiera puede pretender que nunca recibió el dinero y causar un problema mayor. Sé que estamos siendo extremistas pero no sabes la cantidad de historias como ésta que ya hemos escuchado. Haz que tu casero firme y guarda cada uno de los recibos. Un plus es que todo este material sirve como historial para futuras mudanzas, lo único que dice de ti es que eres un inquilino responsable.

Tal vez te interese: 5 trucos para recuperar tu depósito de renta

Establece una fecha adecuada para ambas partes

La fecha de pago se puede negociar, tiene que ser un momento del mes en el que ambas partes se sientan tranquilas de dar y recibir dinero. Esta fecha se establece antes de entrar al departamento y por lo generar son los primeros días del mes. Recuerda que estás pagando siempre por adelantado y que puedes negociar un intervalo de fechas para hacer el depósito necesario.

¿Qué es lo peor que te ha pasado cuando se trata de pagar la renta? Cuéntanos en los comentarios tus mejores consejos para proteger tu dinero y tu relación con el casero.

¿Eres inquilino? ¿Conoces tus garantías? Aquí te las decimos

¿Qué es el historial de crédito?

¿Qué es el historial de credibilidad?

Cuando queremos cambiar de aires, independizarnos o bien, buscar alternativas de vivienda que vayan a la par de nuestras actividades o la zona en la que trabajamos experimentamos algo así como un maratón, si te preguntas por qué, sigue leyendo y si has vivido esta situación, vas a estar de acuerdo conmigo. Te contaré un secreto para rentar el departamento de tus sueños; te hablo del historial de crédito.

¿Eres buen o mal inquilino? Aquí te contamos

Comenzamos por la idea que nos lleva a comenzar la búsqueda, primero, qué entra en nuestro presupuesto, en la zona necesaria, qué está disponible, ¿Cuenta con los servicios que necesitamos? Ya después de haber recorrido un largo camino, llegamos a ese departamento que nos robó el corazón y ¿qué sigue? Sí, comprobar.

¿Comprobar?

Y si te preguntas ¿Pero comprobar qué? Se trata de tu reputación “virtual” e intangible de si eres una persona de fiar cuando se trate de pagar la renta a tiempo, de conocer si tienes las posibilidades de llevarlo a cabo y si lo pensamos del lado de la persona que te renta, se trata de un seguro que ellos tienen para saber que están dejando su inmueble en buenas manos y que como dicen por ahí, no les saldrá el tiro por la culata al querer ganar más ingresos.

¿Cómo vamos hasta ahí? Pues bien, un historial de crédito describe la forma en la que usas el dinero, desde cuántas tarjetas de crédito tienes, cuántos préstamos has pedido e incluso si pagas tus facturas en tiempo.

Muchas personas consideran necesario formar un historial crediticio, pero ¿Por qué? Pues bien, esta es tu identidad financiera, que dependiendo si es pulcra o malísima – que esperamos que no- puede ayudarte o perjudicarte a conseguir un préstamo de mayor valor para comprar un auto o incluso una casa.

Es así cuando surge el famoso puntaje de crédito, un número que se basa en tu historial, puedes pagar por el para comprobar que tienes un puntaje alto o sea un buen crédito.

Es real ¿Las conoces? 5 garantías que no sabías todos los inquilinos tienen

¿Qué pasa cuando no tenemos un historial de crédito?

¿Eres un fantasma del sistema? Pues bueno, hay ciertas cosas que se te pueden dificultar si no tienes un historial crediticio, desde conseguir una tarjeta de crédito hasta un apartamento.

Sí, esto comienza a tocar territorios inmobiliarios, al no contar con un historial crediticio – que en muchos lugares suelen pedir – estas opciones quedarán descartadas inmediatamente al ser un requerimiento obligatorio en ciertas instancias-.

¿Qué piensas del historial crediticio y su papel cuando te encuentras en la búsqueda de un hogar? Cuéntanos en los comentarios, queremos leer tu experiencia.

¿Quieres recuperar tu depósito de renta? Aquí te decimos cómo lograrlo